Archivo

Cuadros

Los Pueblos con memoria construyen su futuro


No es posible proyectar el futuro sin la reconstrucción y pleno conocimiento de nuestro pasado.

El movimiento obrero, en la última dictadura cívico-militar del 76, ha sido duramente golpeado. Muchos dirigentes, militantes trabajadores que han levantado las mismas banderas de justicia, igualdad e independencia que aún hoy levantamos las Organizaciones Sindicales, han sido asesinados, desaparecidos en la noche más oscura de la historia del país. Entre ellos muchos compañeros docentes.

El Ministro Bullrich, siguiendo el camino del Presidente, ha mandado a descolgar los cuadros de los dirigentes docentes Isauro Arancibia, Marina Vilte y Graciela Lotufo.

El Consejo Directivo del SADOP de la Seccional Capital Federal,  repudia este monstruoso hecho.

Exigimos en conjunto, la restitución de los cuadros a su lugar.

Estos compañeros dirigentes fueron desaparecidos por su compromiso con su tarea docente y su militancia con la concepción de luchar por un país, un mundo mejor, dando lo mejor de sí: la vida.

Después de 40 años, como dirigentes Sindicales sentimos que estos compañeros no están ausentes, siguen caminando a nuestro lado en cada reivindicación gremial. Nos acompañan en cada bandera enarbolada, en cada cántico, en la esperanza que nuestro pueblo viva en justicia y libertad. Su lucha no ha sido ni será en vano.

Como educadores contando y demostrando la verdadera historia a nuestros chicos para que, con pensamiento crítico, defiendan los derechos propios y de cada ciudadano.

No podemos exigir “Nunca Más” éstos hechos aberrantes en nuestra historia sin la construcción colectiva. Sin los valores esenciales que posibilitan la verdadera calidad de vida de cada persona, como la solidaridad, el respeto, la mano tendida, que nos importe lo que le pasa al compañero., al hermano, el compartir ese amor al otro y a la Patria.

Construyendo juntos sobre éstos conceptos fundamentales podremos vivir en paz, donde lo que importa es cada hombre, mujer, jóvenes y pibes y su libre pensamiento para crecer en serio como país.

La memoria es la huella, el punto de partida donde ladrillo a ladrillo, el Movimiento Obrero Organizado, el país en su conjunto pueda lograr la construcción colectiva. Sólo en este camino no podrán dominarnos ni impedir ver unidos el amanecer.

Alejandra López.

                                                   Sec. Gral. SADOP.  Seccional Capital Federal